Construcciones en Francia

News image

...

Más información

Segue a Rusticasa

1310047078_social_twitter_box_blue

Twitter

1310047098_social_facebook_box_blue Facebook
homify-logo

Certificación y Premios

                 certificacao_LNEC
MÁS Preguntas frecuentes
Perguntas frecuentes

¿Qué es una Rusticasa®? 
Una Rusticasa® es una casa totalmente fabricada en troncos de madera maciza laminada-encolada de Cedro del Japón, Pino nórdico o Abeto nórdico, con grosores de pared maciza entre 80mm e 160mm. Una Rusticasa® es constituída por centenas de piezas de madera, diseñadas en el gabinete técnico de la empresa y cortadas en fábrica en Vila Nova de Cerveira en el Alto Miño. En el lugar de la obra, los carpinteros, obedeciendo al plano de la casa, la van montando como si se tratase de un puzzle gigante. Las paredes interiores se montan al mismo tiempo que las exteriores, cruzándose constantemente en las esquinas, volviendo la estructura extremamente sólida. Los elementos estructurales del tejado, permiten un montaje rápido y posibilita cualquier tipo de cubierta, por ejemplo, teja tradicional de barro, tierra con vegetación, pizarra, entre otros. Cada Rusticasa® consta de carpintería de doble cristal, lo que da al conjunto de la construcción elevados niveles de aislamiento acústico y térmico. El gran atractivo de las construcciones Rusticasa® es la madera, material noble que proporciona interiores especialmente confortables, relajantes y saludables.
Una Rusticasa® no es una casa pré-fabricada. La construcción pré-fabricada utiliza elementos pré-fabricados, o sea, paredes ya construídas o módulos que después se unen en el lugar de construcción. De forma a facilitar su transporte y montaje, normalmente se utilizan materiales ligeros, por consiguiente poco resistentes. En una Rusticasa®, los materiales utilizados (troncos de madera maciza), son sólidos y robustos, montados uno a uno en el lugar de la obra. 

¿Cuáles son las ventajes de la construcción de madera Rusticasa® ? 
1) Construcción ecológica porque 
a) material extraído de la naturaleza que sufre poca transformación, o sea, el material que la naturaleza ofrece permanece prácticamente intacto en el producto final. 
b) materia prima renovable – asunto desarrollado en el punto siguiente. 
c) muy bajo consumo de energía a lo largo del proceso productivo - al contrario del cemento y de los metales cuyos procesos de producción son altamente consumidores de energía (petróleo, carbón o gas natural), transformar industrialmente madera consume una cantidad de energía ínfima. Mejor dicho los países más desarrollados de Europa hace ya mucho que descubrieron que políticas nacionales que incentivan la utilización intensiva de la madera en las construcciones disminuye la dependencia energética de la nación. ¡En Alemania y Francia, nadie hace un tejado con placa de hormigón, sólo se ven tejados con estructura de madera, actualmente en Portugal es exactamente lo contrario, un tejado de una casa que no tenga una placa de tejado de hormigón no es tejado que se precie! Hace 50 años no era así, de ello también el hecho de haber perdido en nuestro país mucha arte de construir en madera, ni siquiera estamos hablando de casas sino simplemente de tejados. Sólo una curiosidad más, un árbol es un almacén natural de CO2 (por la fotosíntesis), una de las formas previstas en el protocolo de Kyoto para compensar la emisión de gases es plantar árboles (la más conocida es comprar cuotas de contaminación a los países pobres!), para plantar árboles es necesario cortar para que sea una actividad económica rentable pero siempre sostenible, o sea políticas forestales en serio. En el límite utópico de construir sólo en madera tendríamos menor consumo energético (en la producción y en la utilización de las casas) y más floresta...verdaderamente utópico por culpa de los prejuicios referente a la madera y debido a los intereses económicos (imagínese cerrar mitad de las cementeras!). 
2) Construcción rápida – una Rusticasa® con 100m2 está lista para habitar en casi 1 mes, existiendo una relación de proporcionalidad entre el área y el tiempo de la obra; o sea una casa con 200m2 queda lista en casi 2 meses. Ahora meses no es ciertamente la unidad de tiempo a la que estamos acostumbrados para contabilizar el tiempo de construcción de una casa. 
3) Aislamiento térmico - proporcionando un bajo consumo de energía de calefacción, una simple salamandra puede ser suficiente para mantener la temperatura interior de una casa superior a los 20ºC en invierno en cualquier zona del país. Una Rusticasa® no es fría en invierno ni caliente en verano. Y eso con paredes de madera de 120 mm de grosor. Para obtener un aislamiento equivalente en cemento necesitaríamos 30 cm, lo que sale más caro y vuelve la casa más pequeña. Las características intrínsecas de la madera permiten este excelente aislamiento térmico pero es necesario que los restantes materiales le correspondan. De esa forma, en Rusticasa® las ventanas y puertas son de madera maciza de 60 mm de grosor (todas con cierre de 3 puntos y varias juntas), doble cristal con cámara de aire de 12 mm como mínimo, el aislamiento del tejado es complejo y altamente eficiente e incluso debajo del entarimado hay materiales de aislamiento. El principal material de aislamiento es la lana de roca. Una vez más, preocupaciones ambientales llevaron a elegir ese material, es decir, excluímos materiales derivados de petróleo como los poliuretanos y poliesterenos. La lana de roca tampoco es lo ideal, porque si la materia prima es natural - roca - el proceso productivo de transformación de la roca en lana de roca es altamente consumidor de energía. El material de aislamiento ideal sería lana de oveja. Existe a la venta para la construcción en Alemania pero el precio es muy elevado. 
4) Aislamiento acústico – Otra característica intrínseca de la madera, pese a que esta ventaja es relativa dado que nuestras construcciones están habitualmente situadas en lugares tranquilos. De cualquier modo, una casa de madera maciza es más silenciosa en su interior que otra de cemento. 
5) Saludable porque la madera respira filtrando el aire y regula el grado de humedad ambiental. Una Rusticasa® no es húmeda, porque cuando el aire ambiente está húmedo la madera absorbe algo de esa humedad, cuando el ambiente está seco, la madera libera humedad. El efecto es una cierta regulación de la humedad del aire. En una casa de madera nunca hay una ventana empañada. Es ideal para quien tiene problemas de articulaciones o de asma. Saludable también al ser naturalmente relajante, anti-estresante (no hay electricidad estática al contrario de las paredes de cemento, con emisiones radioactivas y componentes químicos tóxicos). Un viejo dictado escandinavo dice:” Si el médico ya no puede nada por ti, vive en una casa de madera.” 
6) La madera maciza resiste a los incendios mejor que las estructuras de cemento armado o las estructuras metálicas – desarrollado posteriormente. 
7) Además de eso, nuestras construcciones tienen una estructura antisísmica por naturaleza. Todas las piezas se encajan unas en las otras, no es posible que una pared agriete. Toda la estructura forma un bloque sólido. Los japoneses construyen también mucho en madera por esta razón. 
8) Sin tratamiento el tiempo de vida útil puede traspasar un siglo, con mantenimiento regular traspasará siglo y medio. ¿Cuánto cuesta el mantenimiento? Menos que los gastos de comunidad. Una Rusticasa® es económica. 
9) El presupuesto no varía a lo largo de la obra. Se firma un contrato de destajo y el valor es fijo, no hay sorpresas en cuanto a presupuestos. 
10) Como cualquier otra construcción, es registrable, hipotecable y financiable – desarrollado posteriormente. 
11) Otras ventajas más difíciles de describir: belleza estética, confort (hay que verlo), olor a madera constante, fácil de decorar. 
  
¿Cuáles son las 3 especies de madera que Rusticasa® utiliza? 
a) pino nórdico, nombre científico latino: Pinus sylvestris, conocido en Portugal como "casquinha" y en España como pino rojo. 
b) abeto nórdico, nombre científico latino: Picea abies, conocido en Portugal como “casquinha branca o pino de Flandes”, en inglés se denomina "spruce" 
d) cedro del Japón, nombre científico latino: Cryptomeria japonica, conocido en Portugal como criptoméria, muy poco conocido internacionalmente. Del Japón sólo tiene el origen botánico, donde la criptomeria, - denominado Sugi - es una especie venerada y utilizada para la construcción de templos religiosos. 
-Origen de las maderas: 
El pino silvestre y abeto provienen de Finlandia y Suecia. Estos países, hace largas décadas apostaron en la floresta y hacen de esta materia prima un recurso natural renovable y ecológico. Todas las empresas a las que Rusticasa® compra madera tienen certificación ambiental ISO 14000 y por lo menos una de las certificaciones forestales internacionalmente reconocidas: PEFC y/o FSC (ver www.pefc.org y www.fsc.org). 
La criptomeria proviene de las Azores, más concretamente de la isla de S. Miguel. Se trata de pequeños serradores que de hecho no tienen ISO 14000 ni certificación forestal. No obstante, la adquisición de madera en las Azores es compatible con la política de defensa del medio ambiente adoptada por Rusticasa® porque sabemos y constatámos que esas empresas respetan la legislación en vigor que impone que para cada árbol cortado sean plantados otros dos. Eso, cualquier persona lo puede comprobar en los bosques orientales de la isla de S.Miguel. 
  
¿Cuánto tiempo dura? 
Una Rusticasa® es construída con base en técnicas utilizadas hace siglos en los países septentrionales (como la Escandinavia, Rusia o regiones alpinas), donde existe una larga tradición en casas de madera y en los cuales se pueden encontrar casas en buenas condiciones desde el siglo XII. Hoy en día, en Europa Central y del Norte, en los Estados Unidos y Canadá, en Japón y Oceanía, casi el 85% de las casas unifamiliares son de madera. 
La expectativa de vida útil de una Rusticasa® varía en función del grosor del tronco (al mayor grosor corresponde mayor duración), de su localización y exposición a los agentes atmosféricos y al rigor en la aplicación de los requisitos y procedimientos de su mantenimiento. Para dar una noción referencial, una Rusticasa® construída en troncos de 120mm tiene una expectativa de vida que ronda los 150 años. 
  
¿Cuánto cuesta y qué influye su precio? 
Una Rusticasa® es un producto exclusivo cuyas características se ajustan a las exigencias del Cliente. El cálculo del precio de una Rusticasa® obedece a una compleja fórmula donde entran en consideración muchos factores (cerca de 50 parámetros). No tenemos precio por metro cuadrado ni siquiera ese sería un método justo. 

¿Una Rusticasa® es un producto ecológico? 
Sí, mucho. Entre todos los materiales de construcción, la madera es el único natural y renovable. La casa de madera nace del bosque, ese pulmón de la Tierra que genera oxígeno, absorbe dióxido de carbono y reduce el efecto de estufa. La ecología y la protección del medio ambiente preocupan hoy a un porcentaje creciente de ciudadanos. Pero, contrariamente al sentido común, el bosque necesita algunos cuidados y necesita ser cortado de forma ordenada y racional, para que su ciclo natural siga. En los bosques abandonados, los árboles mueren viejos, víctimas de la competencia mutua, de ataques de parasitas y se descomponen, dejando de producir oxígeno, y libertando CO2, convirtiendo así su papel ecológico. En los bosques con desarrollo sostenido, las masas tienen una producción constante o creciente y su volumen en pie nunca disminuye. El principio es sencillo: como mucho, se corta el volumen de madera que la masa forestal produjo en un año. Las maderas utilizadas en Rusticasa® son exclusivamente provenientes de bosques sostenibles, por lo que con su utilización se promueve la renovación de los bosques.

¿Es una Rusticasa® compatible con otros materiales de construcción? 
Sí, las casas de madera Rusticasa® pueden ser construidas incorporando otros materiales de construcción, como por ejemplo: 
Paredes: es posible combinar paredes de piedra, cristal o de cemento con paredes de madera. Los casos más frecuentes pasan con las chimeneas o con fachadas antiguas que se quieren recuperar e integrar en la nueva construcción. 
Pisos: de igual forma, el revestimiento de los pisos puede ser de baldosa, pizarra, corcho, etc. La mezcla de materiales también es posible de acuerdo con el uso de cada división, por ejemplo, tarima en el salón y habitaciones y baldosa en la cocina y cuarto de baño. 
Tejados: de forma a integrar la construcción con el medio ambiente y con las características arquitectónicas locales, es posible utilizar diferentes tipos de cubierta, tales como teja cerámica tradicional, tierra con vegetación (tejados ecológicos), pizarra, teja asfáltica o rastrojo. 
  
¿Cuál es la eficacia del aislamiento? 
En primer lugar, la casa en troncos de madera respira; absorbe y expulsa la humedad, filtra y purifica el aire, regularizando así el ambiente interior, lo que contribuye para evitar enfermedades reumáticas y de vías respiratorias. 
El coeficiente de aislamiento térmico de la madera es 6 veces superior al del ladrillo, 15 veces superior al del cemento, 400 veces superior al del acero y 1770 veces superior al del aluminio. Así, es posible mantener el ambiente interior de una Rusticasa® caliente en invierno y fresco en verano, con ahorros de energía que pueden sobrepasar los 50% comparado con las construcciones de cemento o piedra. Una pared de madera con 12 cm de grosor equivale a otra de cemento con 30 cm, lo que significa que para igual coeficiente de aislamiento térmico, una casa con paredes de madera maciza permite un aprovechamiento substancial de área habitable. 
Por otro lado, las propiedades acústicas de la madera son ampliamente reconocidas: absorbe una parte importante de la energía de las ondas sonoras que recibe, con la consecuente reducción de contaminación acústica. La casa de madera es una casa silenciosa y reduce el estrés de sus habitantes. 

¿Cómo resiste a movimientos sísmicos? 
Debido a las propiedades mecánicas de la madera y a la técnica de montaje, los troncos de madera entrelazados funcionan como una estructura solidaria robusta y consistente. Las paredes interiores son montadas simultáneamente con las paredes exteriores, volviendo la construcción extremamente sólida y resistente a movimientos sísmicos y vientos ciclónicos. 
  
¿Es posible modificar los planos-base o hacer proyectos personalizados? 
En Rusticasa® no hay modelos estándares. En Rusticasa® todas las construcciones son personalizadas. Rusticasa® tiene total flexibilidad para producir casas de acuerdo con las exigencias específicas de cada uno de nuestros Clientes, poniendo a su entera disposición el equipo técnico altamente cualificado, cuyo objetivo fundamental es garantizar la completa satisfacción de las necesidades de cada Cliente. 
  
¿Es posible construir una chimenea o instalar sistemas de calefacción? 
Muchos de nuestros Clientes consideran una chimenea un equipamiento fundamental en una Rusticasa®, su contribución es grande para un ambiente rústico, acogedor y confortable. 
De hecho, cualquier construcción Rusticasa® puede tener su fogón y su correspondiente chimenea o, en alternativa, salamandras, estufas, entre otras. Adicionalmente, una Rusticasa® puede ser equipada con sistemas de calefacción central o por tela radiante, según al criterio del Cliente. 
Una Rusticasa® no necesita aire acondicionado. 
  
¿Cómo resiste al fuego? 
La madera arde a temperaturas relativamente bajas. Sin embargo, las causas de incendios no se encuentran en los materiales estructurales, sea madera, cemento o metal. Los incendios tienen normalmente origen en la instalación eléctrica o de gas, en los calentadores, en las cortinas..., no sufriendo estos elementos de la misma desconfianza y todos tenemos estos equipamientos en casa! 
En caso de incendio, la carbonización superficial de la madera, además de dificultar la salida de gases (que finalmente no son tóxicos), dificulta también la penetración del calor al tener una conductividad térmica inferior a la de la propia madera, actuando como efecto auto-extinguible. La propagación con profundidad del fuego en el caso de la madera se vuelve, por consiguiente, muy lenta. 
Muchos materiales estructurales no son combustibles, no obstante, ninguno de ellos garantiza total resistencia contra el fuego. En un incendio, las estructuras metálicas se dilatan y se retorcen, decreciendo vertiginosamente su resistencia mecánica con la subida de temperatura, o sea lo más probable es que caiga rápidamente. En el caso de las construcciones de hormigón, al utilizar el hierro como elemento resistente, acaban por tener un comportamiento parecido al de las estructuras metálicas, el hierro deja de ser resistente y el hormigón cede rápidamente. En el caso de la madera, al ser despreciable su dilatación térmica, no hay peligro de deformaciones peligrosas ni derrocamientos. Ganamos así un tiempo precioso para la evacuación del edificio. Todas las construcciones Rusticasa® son calculadas para resistir al incendio según obliga el Eurocódigo 5. 
  
¿Cuántos años de experiencia tiene Rusticasa®? 
La primera construcción de Rusticasa® fecha del año 1978, o sea ya son más de 30 años. Esa primera construcción está en Caminha, sigue existiendo y cumple íntegramente sus funciones y se encuentra en perfecto estado de conservación. Desde entonces, fueron más de 25 años de desarrollo y constantes mejorías. 
  
¿Cuáles son los plazos de entrega y montaje? 
El tiempo de fabricación de los elementos constituyentes de una Rusticasa® puede ser inferior a una semana. El tiempo de montaje en el lugar de construcción es de aproximadamente 1 mes por cada 100m2. Adicionalmente, por su rapidez de ejecución y su forma de construcción sin recurso al agua (o sea sin tiempo de secado), una casa de madera es habitable mucho más rápidamente que cualquier otra casa (inmediatamente tras la conclusión del montaje). De esta forma es posible ahorrar una considerable cantidad de dinero en rentas o mensualidades de crédito hipotecario. 
  
¿Es posible pedir hipoteca? 
Todas las entidades bancarias ya financiaron casas de Rusticasa®, aunque a veces el desconocimiento hace que se obtenga la información contraria. Dado que se trata de una casa que cumple todas las normas y regulaciones en vigor en Portugal y en Europa, la clásica hipoteca es el producto financiero más adecuado. 
  
¿Que trámites se requieren para su construcción? 
La tramitación para construcción de una Rusticasa® es en todo idéntica a la de una casa tradicional: presentación de proyecto de arquitectura y proyectos de especialidades en el Ayuntamiento, este emite un albalá de construcción, al acabar la obra se obtiene un permiso de utilización, la construcción se registra, como inmueble que es, en la oficina del registro de la propiedad y por ejemplo puede ser hipotecada como cualquier otro inmueble. 
  
¿Por el hecho de ser de madera puede una Rusticasa® dispensar los permisos? 
No. Existen normas nacionales y europeas que tienen que ser aplicadas para que el consumidor final pueda tener la garantía de que vive en una construcción segura, durable, aislada, etc... El hecho de que la empresa diga que cumple no es suficiente, las autoridades que conceden las licencias tienen como función averiguar que, efectivamente, las normas se cumplen. Además de eso, si por el hecho de ser de madera no se necesitase permisos, sería incitar la construcción desordenada teniendo el mismo efecto que la construcción ilegal: en cualquier sitio aparecería una casa. Dado que Rusticasa®  defiende exactamente lo contrario, i.e., aplicación de normas de construcción y aplicación de normas de ordenación del territorio, cada construcción Rusticasa® se somete a permisos. 
  
¿Cuáles son las infraestructuras de una Rusticasa®? 
Llamamos infraestructuras, la base de hormigón sobre la que asienta la casa de madera, muros de contención, cualquier construcción o revestimiento de cemento o piedra, chimenea, fosa, pozo absorbente y correspondientes canalizaciones hasta la casa. 
  
¿Qué tipo de mantenimiento necesita? 
Para lograr la conservación perfecta de una Rusticasa® será necesario pintar, cada 3 años, las maderas exteriores con lasur que cumple fundamentalmente tres funciones: 
1 – Subrayar la belleza de la madera. 
2 – Ahorrar el mantenimiento al máximo, alargando los ciclos de conservación. 
3 – Mantener sana la madera. 
Adicionalmente, el lasur constituye el producto más adecuado para la madera en el exterior de acuerdo con lo siguiente: 
a.Contiene filtro de protección contra UV´s (ultravioleta del sol). 
b.Acabado a poro abierto, sin películas que agrieten o exfolien. La ausencia de una película permite que la madera respire y elimine el vapor de agua, lo que garantiza su longevidad. 
c.Repelencia del agua (hidrófuga). 
d.Protección contra agentes biológicos (actuando como insecticida y fungicida). 
Debido a la facilidad y rapidez de aplicación del lasur, el coste de mantenimiento de una casa de madera es inferior al coste de mantenimiento de cualquier construcción tradicional. 
  
¿Que garantía tiene una Rusticasa®? 
A pesar de que la legislación portuguesa vigente obligue a que las empresas constructoras concedan un plazo de garantía de 5 años para sus construcciones, una Rusticasa® está cubierta por una garantía de 10 años. Además de eso, las construcciones Rusticasa® están cubiertas por seguros de responsabilidad civil-producto. 

¿No encuentra la respuesta a su pregunta?